Cierre de la primera etapa del Programa de Innovación Colaborativa

  • Es una iniciativa llevada adelante por la Agencia Córdoba Innovar y Emprender junto con Uvitec.
  • Se trató de una fuerte apuesta en la búsqueda de que 20 empresas se abrieran a propuestas externas para resolver sus problemas tecnológicos.
  • Esto desafía a profesionales, científicos o emprendedores a encontrar soluciones en procesos de cocreación. 

La Agencia Córdoba Innovar y Emprender llevó adelante el Programa de Innovación Colaborativa en conjunto con Uvitec. Además, esta iniciativa contó con el apoyo de la Bolsa de Cereales de Córdoba (BCCBA), la Bolsa de Comercio de Córdoba, la Cámara de Comercio Exterior de Córdoba (CaCEC), el Córdoba Technology Cluster (CTC) y la Unión Industrial de Córdoba (UIC).


Este programa cuenta con dos etapas. En la primera, el objetivo fue promover procesos de innovación abierta en industrias de Córdoba a partir de la vinculación con emprendedores dinámicos e innovadores y el sector científico-tecnológico, con el fin de acelerar la innovación y la transformación digital. Haciendo foco en los desafíos, se buscó acompañar a empresas en la delimitación de problemáticas y en la definición de demandas tecnológicas.


En la segunda etapa, se financiará el desarrollo de la solución delimitada por aquellas empresas que pudieron realizar los lineamientos de su demanda en la etapa uno.


Dicho beneficio podrá ser entre $1.000.000 y $5.000.000. La empresa deberá aportar los recursos restantes con la finalidad de garantizar la ejecución de la propuesta de solución para la innovación.


A diferencia del enfoque tradicional de innovación, según el cual las empresas se nutren de aquellos conocimientos generados internamente dentro de las paredes de la organización, la innovación abierta trae consigo una visión más sistémica, como proceso de aprendizaje interactivo y colaborativo, en el cual muchos actores de un ecosistema toman parte. 

“Este paradigma de la innovación colaborativa entiende que al abrir el proceso de innovación, las organizaciones pueden acelerar su tiempo de innovación, aumentar el crecimiento de su negocio y mejorar sus ganancias. A su vez, la innovación abierta desafía a profesionales, científicos o emprendedores a encontrar soluciones en procesos de cocreación”, sostiene Diego Casali, presidente de la Agencia Córdoba Innovar y Emprender.


Algunas conclusiones de la primera etapa

Tres de las 20 empresas participantes de la primera etapa del Programa de Innovación Colaborativa pusieron en común su caso: Expreso Lancioni, Qhom Technologies y Croppers.


Contaron cómo vivieron la vinculación y se refirieron a la importancia de experimentar un proceso de innovación abierta. Lo más destacable del encuentro fue conocer el gran impacto que tuvo el programa sobre cada una de las empresas.


Los beneficios de la innovación colaborativa son múltiples y no impactan solamente en el actor que la solicita, sino que todo el ecosistema se nutre de ellos, y se arma un círculo virtuoso.


Las empresas manifestaron estar sorprendidas por la cantidad de conocimiento que existe por fuera de las empresas. Efectivamente, las corporaciones se benefician de nuevas ideas, conocimientos, puntos de vista, ideas que no eran parte de la institución. 


Además, gracias a la innovación abierta, se reducen los costos y los tiempos de investigación, se comparten los riesgos y se incorporan soluciones que parecían lejanas. En este sentido, muchas instituciones valoraron la importancia de nutrirse del conocimiento que ya existe.


Otro beneficio de la innovación colaborativa es que la empresa desafía su propia cultura y permite fortalecerse con procesos y mejores prácticas, que resultaban difíciles de modificar. Trabajar con emprendimientos dinámicos e innovadores implica un cambio estructural en la forma de trabajar. En este punto, generar cultura en innovación abierta es clave, es eficiente y es inteligente.


“Lo más rico de estos procesos es la generación de conversaciones que facilitan el intercambio de miradas y conocimientos entre los actores. Suele pasar que la solución que buscamos está al frente nuestro y no lo sabíamos. Es clave generar instancias donde las empresas puedan exponer sus desafíos para resolverlos en el ecosistema”, cierra Mercedes González del Pino, directora ejecutiva de Uvitec.

en_US